El viejo y su caballo

in hive •  13 days ago 


Fuente

Siguiendo con la misma dinámica de las sesiones de meditación que estoy haciendo cada miércoles a las 20:20h (GMT-4), he decidido publicar cada una de las historias que comparto al finalizar la clase. Hace una semana, en el segundo encuentro, hablaba un poco sobre los juicios que constantemente estamos levantando sobre las situaciones que vamos viviendo y que nos van ocurriendo.

Constantemente queremos estar adelantándonos al momento presente, si algo nos ocurre directamente pensamos que esta bien o mal, y muy pocas veces dejamos abierta la posibilidad de que se desarrolle en el tiempo dicho suceso y ver qué desencadena.

Para que quede más claro, les comparto la historia de ese día, y así cada uno pueda reflexionar al respecto.

La historia del Viejo y su Caballo:

En una lejana aldea había un anciano muy pobre, no tenía más que un hijo y un hermoso caballo blanco.

Una mañana, el viejo descubrió que el caballo ya no estaba en el establo. Todo el pueblo se enteró y se reunió diciendo:

-Pobre viejo. Que desgracia, haber perdido su único caballo.

-No vayamos tan lejos - decía el viejo.

-Simplemente digamos que el caballo no está en el establo. Éste es el hecho. Si es una desgracia o una suerte yo no lo sé, nadie lo sabe, porque esto es apenas un fragmento. ¿Quién sabe lo que va a suceder mañana?.

La gente se rió de él. Siempre habían creído que estaba un poco loco. Pero después de 15 días, una noche el caballo regresó. No había sido robado sino que se había escapado. Y no sólo eso, sino que trajo consigo una docena de hermosos caballos salvajes.

De nuevo se reunió la gente diciendo:

-Tenías razón, viejo. No fue una desgracia sino una verdadera suerte.

-De nuevo están yendo demasiado lejos - dijo el viejo.
-Digamos sólo que el caballo ha vuelto, sólo el hecho. ¿Quién sabe si es una suerte o no? Es sólo un fragmento. Están leyendo apenas una palabra de una oración. ¿Cómo pueden juzgar el libro entero?

Esta vez la gente no pudo decir nada más, pero por dentro sabían que él estaba equivocado. Habían llegado doce caballos hermosos.

Luego de unos días, el hijo del viejo comenzó a entrenar a los caballos. Una semana más tarde se cayó de uno de los caballos y se rompió la pierna.

La gente volvió a reunirse y a juzgar.

-De nuevo tuviste razón - dijeron - Fue una desgracia. Tu único hijo ha perdido el uso normal de su pierna y, a tu edad, él era tu único sostén. Ahora estás más pobre que nunca.

-Están obsesionados con juzgar - dijo el anciano.
-No vayan tan lejos. Sólo digamos que mi hijo se ha roto la pierna. Nadie sabe si es una desgracia o una fortuna. La vida viene en fragmentos, y nunca se nos da más que esto.

Sucedió que, pocas semanas después, el país entró en guerra y todos los jóvenes del pueblo fueron llevados al ejército. Sólo se salvó el hijo del viejo porque estaba lisiado. El pueblo entero lloraba y se quejaba porque era una guerra perdida de antemano y sabían que la mayoría de los jóvenes ya no volverían.

-Tenías razón viejo, era una fortuna. Aunque no funcione su pierna, tienes a tu hijo aún contigo. Los nuestros se han ido para siempre.

-Pero siguen juzgando - dijo el viejo - Nadie sabe. Sólo digamos que sus hijos han sido obligados a unirse al ejército y que mi hijo no ha sido obligado. Este es el hecho. Nadie sabe aún si es una desgracia o una suerte que así suceda…


Meditación Rápida

Durante diez minutos, atiende tu respiración. Durante ese tiempo, sólo vuelve tu atención al flujo de aire a través de tu nariz, y cada vez que quieras realizar un juicio sobre si tu respiración es muy rápida o muy lenta, muy profunda o muy superficial, haz un registro mental de ese juicio y suéltalo. No saltes a juzgar lo que ocurre apresuradamente. Sólo dale tiempo para saber cómo se terminará desarrollando esa situación. Cuando haya pasado el tiempo, abre los ojos y continúa con lo que has estado haciendo durante el día.

De esa manera, empezarás a hacerte consciente de "los juicios que constantemente estás generando". Si es posible, lleva también este ejercicio de registrar los juicios que realizas en todas las actividades de tu día, y cuéntalos. Te sorprenderás de saber que lo haces muchísimas veces, sobretodo contigo mismo.

Si tienes preguntas sobre esta forma de cultivar tu atención y darte cuenta de lo que está pasando en el momento presente, pregúntame en los comentarios o escríbeme a través del Discord de nuestra comunidad Sangha Acción del diamante, y estaré encantado de ayudarte.


Recuerda que para llegar a ser un maestro en algo, debemos practicar con mucha disciplina y dedicación.

Muchas gracias por leerme.


Soy Julio Cesar Arvelo, practicante y profesor de Ashtanga Yoga y Meditación.

  • Si te gustó este post y quieres seguir leyéndome, bienvenido a seguirme.

Mi redes sociales:


Este post fue posteado originalmente en ingles Aquí


MINDFULLIFE.png
MINDFUL LIFE is a Natural Medicine project which supports meditators on HIVE
Discord II Community

Authors get paid when people like you upvote their post.
If you enjoyed what you read here, create your account today and start earning FREE STEEM!
Sort Order:  

Excelente tu historia, vi tu post en la comunidad de los mosqueteros. Muchos extitos

Muchisimas gracias

Hola que linda historia. Definitivamente la vida está llena de fragmentos de fugaces, fragmentos que surgen para luego desaparecer.

Totalmente. La vida es tan cambiante que no podemos asegurar realmente nada, porque ya al instante siguiente el camino puede ser completamente distinto que al inicio.